Categoria:

Escucha a tu cuerpo

Importante:

Este texto no es diagnóstico, ni tratamiento ni prescripción. Se basa en la investigación, el conocimiento y las propias vivencias.

Tu cuerpo indica que algo no va bien mediante dolores físicos, al igual que cuando llevas un calzado que te aprieta, el dolor en el pie es el que te lo está advirtiendo, de la misma manera cuando algo no va bien en tu interior, ya sea por algún sentimiento callado, situaciones que no sabes controlar o quizás lo haces demasiado, tu mente te lo comunica y debes hacer caso a estos signos y síntomas para poder estar sana.

Es aquí donde te encontrarás con un gran inconveniente, el subconsciente te está avisando de un bloqueo, que se transmite a tu cuerpo, pero no sabes con exactitud  qué te causa ese dolor.

Siguiendo con el ejemplo del calzado, imagina que te duelen mucho los pies, pero por más que cambias de zapatos el dolor es persistente. En un principio crees que terminará en unos días, hasta que acabe el efecto de los zapatos “malos”, pero según va pasando el tiempo, el daño permanece e incluso va a más. Pues lo mismo ocurre con tu propio cuerpo, al principio llegas a pensar que es una situación en concreto la que te produce ese dolor, si te duele la cabeza es que has forzado demasiado la vista; si la espalda una mala postura al dormir, pero posiblemente sea algo más.

Todo esto ocurre porque reflejas tu conflicto mental en tu cuerpo, se conoce como fenómeno psicosomático, en otras palabras, tu cuerpo y tu mente están interrelacionados, y al igual que cuando te das un golpe en un dedo cuando estas clavando un clavo, las células nerviosas envían esa información al cerebro y lo transforma en dolor y aprendizaje, a la inversa también ocurre, el cerebro envía señales al resto del cuerpo para demostrarte que algo no va bien.

Su explicación física está en el eje HHA (hipotalámico-hipofisario-adrenal) ya que estos tres órganos son una parte esencial del sistema neuroendocrino los cuales controlan el estrés (principal causa de todos los síntomas que comentaremos) y varias funciones del organismo como la digestión, el sistema inmune, las emociones, la conducta sexual y el metabolismo. En consecuencia el eje HHA funciona como una balanza, cuando existe demasiado estrés, por ejemplo, trata de equilibrarlo haciendo que te adaptes a la situación (mediante hormonas, glándulas y elementos cerebrales) poniendo en tensión los demás órganos del otro lado de la balanza y provocando así el malestar que se demuestra más tarde físicamente.

Por lo tanto, para evitar este tipo de situaciones, tendrás que ir a la raíz del problema, deberás hacer un viaje hacia tu yo interior para averiguar que situaciones, conflictos o conductas te están generando este mal y solucionarlo cuanto antes.

Ante todo, has de saber que solo te estoy facilitando una información entre la relación síntoma-efecto pero cada una lo manifiesta de una manera diferente, por consiguiente se trata de datos generales, no específicos.

Cada mes trataré distintos síntomas que pueden presentarse en tu cuerpo como señal de alarma, y te aconsejaré sobre como podrás tratarlas para poder estar equilibrada y aprender de ello.

Con todo esto, no quiero decir, que puedas atajar el problema tú sola, hay que ser consciente y tener sentido común en caso de mostrar un síntoma psicológico o biológico. Es necesario el diagnóstico médico para ver de dónde vienen los síntomas. Opino que es importante tener esto presente y así tomar lo mejor de la medicina tradicional y la Nueva Medicina Germánica. Ambas contribuyen en el bienestar mente-cerebro-cuerpo para que puedas utilizar tus estados psicobiológicos y conocerte mejor, ya que las dos medicinas se pueden complementar.  La información es poder cuando se usa de manera consciente.

 Recuerda y aplica lo que nos enseña Gregg Braden “Cuanto mejor te conozcas, mejor equipada estarás para la vida”.

El próximo mes hablaré del estrés ya que todas las enfermedades son creadas por él, lo que no resuelves en tu mente, se manifiesta en enfermedad.

¡Es hora de sanar y ser feliz!

Artículo escrito por Yu GM y Erika Rufo

Suscríbete

y recibe el manual «Tú vs. la ansiedad».

También me encontrarás en:

Erika Rufo

Acompaño a mujeres con ansiedad, depresión y fobias, para que se sientan mejor consigo mismas, recuperando su poder interior.

Quizá te interese…

Proceso terapéutico transpersonal dirigido exclusivamente a mujeres que sienten tristeza, ansiedad y miedos.

Acompañamiento eficaz para que sientas que sí puedes seguir adelante con tu vida y avanzar con seguridad, confianza y en conexión con tu poder personal.